23 junio 2015

Sistema de salud colombiano: ¿bien concebido y mal implementado?

Con la expedición de la Ley 100 en 1993, Colombia inició un nuevo y ambicioso camino para alcanzar, en una década, la cobertura en salud de todos sus ciudadanos. Se pretendía, en principio, transformar el antiguo sistema nacional caracterizado  por su organización vertical y planeación centralizada, en uno fundamentado en principios de eficiencia, universalidad, solidaridad, integralidad, unidad y participación. A pesar de que algunos expertos afirman que la reforma de 1993 fue una de las más audaces y el modelo colombiano, es uno de los mejores de América Latina, actualmente su calidad es cuestionada por la opinión pública colombiana y la reputación de las Entidades Promotoras de Salud está en entredicho.

Aunque se requieren reformas de fondo para luchar contra la corrupción también es preciso llevar a cabo un proceso de restauración de la reputación de las EPS y reconstruir la credibilidad perdida por sus usuarios.

María Esteve, directora general de LLORENTE & CUENCA Colombia

ESPAÑOL
ENGLISH

Artículos relacionados

Este sitio web utiliza cookies, tanto propias como de terceros, para recopilar información estadística sobre su navegación. Si continúa navegando, consideramos que acepta su uso.

ACEPTAR
Aviso de cookies